Nos encontramos en Semana Santa, una de las vacaciones más deseadas por todos. Necesitamos una pausa antes de Verano para relajarnos y desconectar. Pero ¿tan bonito es todo durante el viaje? El momento de hacer las maletas puede llegar a ser en algunos casos una misión imposible: no hay suficiente espacio en la maleta, el peso se excede por unos kilos de más, hay que hacer espacio por si a la vuelta se traen souvenirs….

Sabemos que a veces puede llegar a ser un quebradero de cabeza. Por ello, queremos compartiros algunos consejos para decidir que nos llevamos y que dejamos en casa y hacer este momento, algo más simple de lo que recordamos.

 

1-Una lista

Una buena idea, es sentarse frente a la maleta y hacer una lista tranquilamente de todas las cosas que necesitamos llevar para no olvidarnos de nada. ¿Se te ha quedado algo en tierra? No te estreses, recuerda que puedes comprar la mayor parte de las cosas en tu destino.

2- Destino y estancia.

Ten en cuenta que te vas a ir unos días, así que no necesitas llevarte la casa a cuestas. Piensa en todas aquellas actividades que se van a realizar durante el viaje y contabiliza los días que estarás durante las vacaciones. De esta manera, podrás elegir las mudas para cada uno de los días.

Por ejemplo, si tu destino es la playa, no hace falta que metas en la maleta todos las prendas de bikini que tengas en tu armario,  alterna los dos o tres modelos que decidas llevarte.hacer la maleta

Intenta elegir ya los modelos casuales antes de emprender el viaje si vas a tener cenas o compromisos de noche. Conjunta esa falda maravillosa con las blusas que vayas a llevar o elige los dos vestidos que te acompañarán durante tu itinerario.

3- ¿Qué debo llevar?

No es lo mismo un viaje a las Islas Canarias que al norte de Noruega. Echa un vistazo al tiempo que hará durante los días que te encuentres fuera y procura elegir tus prendas favoritas acorde a ello.

También es importante el transporte en el que vas a viajar a la hora de elegir el tipo de maletas, con el objetivo de evitar roturas o robos de la misma.

Si tomas un avión decántate por maletas grandes y duras. En cambio, si viajas en autocar, tren o coche, al ser viajes cortos elige maletas blandas que te darán menos inconvenientes a la hora de moverlas.

 

4- Todo en la maleta

Una vez tengas elegido todo lo que viajará contigo, debes organizarlo correctamente de manera que cada cosa ocupe el mínimo espacio.

Utiliza papel celofán para dividir las prendas dentro de la maleta, y recuerda enrollar toda tu ropa en lugar de doblarla. Así ahorras mucho espacio y ayudarás a evitar arrugas. Los zapatos llévalos siempre en bolsas individuales, de esta manera la suela no hará contacto con ningún otro elemento.

Te recomendamos al hacer viajes en avión, intentar llevar puesto lo que mayor ocupe de la maleta para evitar excesos de peso.

 

5-Neceser

Pasar por el control de seguridad con el equipaje de mano en el aeropuerto, a veces puede llegar a ser una auténtica locura: Te obligan a abrir el equipaje, a revisarte los botes de champú y lociones y la mitad de ellos, debido al tamaño son tirados en el cubo que se encuentra justo al lado del guardia.

Por ello, intenta coleccionar las muestras que regalen en hoteles o revistas para evitar problemas en los controles de seguridad con la ley de líquidos. Colócalos todos ordenados e introduce el neceser al fondo de la maleta. ¡El espacio que tendrás en el interior sorprendentemente será mayor!

 

 

Como último consejo, te recomendamos que siempre lleves lo básico contigo a mano: pasaporte, tarjetas débito y crédito, teléfono, ipod, cargador, auriculares, pañuelos, maquillaje , tiritas, analgésicos… Así no te volverás loc@ rebuscando en la maleta cuando lo necesites.

pasos par hacer la maleta

Pasos para hacer la maleta

 

 

 

Te deseamos con estos consejos que tengas un buen viaje y una feliz Semana Santa.